El año 2016, no solo ha sido duro por las pocas asignaciones recibidas, 
debido a la crisis económica que hemos sufrido, algunas familias, han tenido que emplear el dinero guardado para el viaje a China y creamos un fondo para ayudar a estas familias para poder realizar el desplazamiento y gastos derivados de la adopción en China.
Y hemos seguido con la subvención para 5 niños de la provincia de Jiangxi con deficiencias mentales, pasándolos a familias acogedoras mas especializadas para ayudarles a potenciar sus posibilidades de autogestión.